Estás leyendo

Castroviejo vuelve con el Tour entre ceja y ceja

CICLISMO

Castroviejo vuelve con el Tour entre ceja y ceja

Jonathan Castroviejo en el prólogo de la Vuelta a suiza 2017

Alexandra Wey

AP

El campeón de Europa contarreloj llega con ilusión a un tramo de la temporada importante para él, con los Nacionales de Soria y su vuelta al Tour en el horizonte.

Jonathan Castroviejo llevaba una temporada prometedora hasta la semana pasada. El del Movistar se presentó en la Vuelta a Suiza con un gran registro: victoria de etapa y 7º en la general de la Vuelta al Algarve, 7º en la Tirreno-Adriático, una de las pruebas más duras del primer tercio del calendario, 12º en Romandía y 3º en el Circuito de la Sarthe. Pero todo se truncó en la primera etapa de la ronda helvética. El de Getxo sufrió una caída de la que sus costillas y su zona intestinal se resintieron los dos días siguientes, forzándole a abandonar en el tercero.

Desde entonces la obsesión de Jonathan es llegar bien al Tour. “La ilusión es ir al Tour, pienso que estoy en muy buena forma, aunque me da rabia no haberlo podido demostrar en Suiza, salvo el primer día, y no haber tenido continuidad. El año pasado no pude ir y este año con el recorrido tan nervioso creo que es muy interesante para corredores todoterreno”. Una carrera que no pudo disputar el año pasado. Otra caída, esta vez en la Vuelta al Algarve, tras chocar con un aficionado en una bajada, le destrozó el brazo y varias vértebras. Luchó hasta el final para estar presente en la Grande Bouclé, pero en el Movistar no quisieron correr riesgos y le dejaron fuera del equipo para la ronda gala. Casi les cuesta un disgusto, pues Castroviejo pensó en cambiar de aires tras el varapalo. 

No lo hizo y este año, tras un nuevo contratiempo, su objetivo ahora mismo es demostrar que está listo para ayudar a Nairo a vestir de amarillo en París. “Siempre lo he dicho, se trata de hacerlo lo mejor posible, que la gente se divierta en casa y por qué no estar ahí para ganar con Nairo o incluso con Alejandro. Con el nivel que ha demostrado en la primera parte de la temporada yo creo que también estará muy bien”

Pero para Castroviejo este Tour no empieza en Düsseldorf, sino en Soria. Allí se disputarán los Campeonatos de España, dónde el vizcaíno buscará hacer un buen papel, sobre todo en la contrarreloj, especialidad en la que fue campeón de Europa en 2017 y en la que suma dos oros (2013 y 2015), tres platas (2011, 2012 y 2016) y un bronce en 2014. “Pienso que estaré bien, o al menos esa es mi intención. El objetivo es ganar y estar lo más cerca posible y hacer un buen entrenamiento sobre todo en la prueba en línea. Al no haber acabado Suiza sí que quizá estoy un poco más corto de preparación, aunque tengo días de sobre antes del Tour”.

Estos días de reposo desde su retirada en Suiza le están viniendo muy bien. “Ya he notado mejoría y espero no tener ningún problema. La fractura de costilla es un dolor que ya sé lo que es, un poco incómodo, pero no te influye en el rendimiento”, asegura. Ahora tendrá que demostrarle a los Unzué, Arrieta, Chente y compañía, sobre el asfalto, que está listo para volver a disputar la competición ciclista más importante del mundo, esa que se le resiste a su equipo desde que cambió Caisse d'Epargne por Movistar y que aspira a conquistar con el mejor escalador del mundo y, quizá, con el mejor contrarrelojista de Europa.

0 Comentarios

Mostrar