Ciclismo

Ciclismo

campo fútbol
jugadores

Portada | OPERACIÓN PUERTO | VICENTE BELDA

"Era sabido que Fuentes trataba a ciclistas y a otros deportistas"

"A mí nunca me han echado un ciclista de ninguna competición por un hematocrito alto", dijo en el juicio oral de la 'Operación Puerto' el exdirector del equipo Kelme.

EP

"Era sabido que Fuentes trataba a ciclistas y a otros deportistas" Ampliar
Belda: "Era sabido que Fuentes trataba a ciclistas y otros deportistas" | Emilio Naranjo

El exdirector del equipo Kelme o Comunidad Valenciana Vicente Belda ha asegurado, durante la cuarta jornada del juicio oral de la 'Operación Puerto', que "era de la calle" que Eufemiano Fuentes "trataba a ciclistas y otros deportistas", pero ha defendido que no tenía constancia de que "ningún ciclista" bajo su mando contratara los servicios del médico y que durante su periodo como director "nunca" le "echaron un ciclista" de ninguna competición por tener "hematocrito alto".

"¿Quién no conocía de oídas a Eufemiano? Era de la calle que el doctor Fuentes se trataba a llevar ciclistas y otros deportistas. Que practicara las extracciones y todo esto, yo lógicamente no sabía nada. Desde que abandonó el equipo Kelme, tuvimos una relación de amistad y ninguna relación laboral. No tengo ninguna constancia de que ninguna de mis ciclistas fueran tratados por Eufemiano", defendió Belda este viernes durante su declaración como imputado.

El exdirector dio su versión de la conversación telefónica con Fuentes ''pinchada por la Guardia Civil, en cuyo informe indica que "fiestas" es la palabra clave para designar competiciones. Además, en dicho diálogo se mencionan unas "cositas" que deben entregarse.

"Eufemiano tenía una hija pequeña que sabíamos que tenía cáncer y anímicamente estaba mal, me lo dijo en esa conversación. Para aliviarlo, le digo ''vente cuatro días a la Volta a Catalunya y nos vamos de fiesta''. Él me dice ''mira, para que me dé permiso mi mujer, llámala y le dices que, como viene el Tour, voy para colaborar y así me da permiso''. Ni llamé a su esposa Cristina ni Eufemiano vino a Cataluña, a hacer cositas ni a ir de fiesta", aseguró Belda.

El valenciano defendió que 'Manos pequeñas' no era su nombre en clave en los documentos incautados por la Guardia Civil y, para demostrarlo, enseñó sus manos a la jueza. Además, aseguró que "nunca" había oído hablar del ''Gordo'', mote atribuido a Manolo Saiz. Realizadas estas aclaraciones, reivindicó su limpieza y la de su equipo, desparecido a raíz de la 'Operación Puerto'.

"En el equipo Kelme y Comunidad Valenciana nunca hemos tenidos problemas. A mí nunca me han echado a un corredor por un hematocrito alto. Los ciclistas no tenían autorizado ir a ningún médico porque considerábamos que el equipo ya estaba haciendo un esfuerzo. No sé si entre hermanos puede haber alguna consulta (los Fuentes), a mí no me consta, ni que ningún ciclista de mi equipo fuera al laboratorio del doctor Merino, pero no lo sé. No era un laboratorio acreditado por la UCI", recordó.

Además, reivindicó que su equipo nunca recibió "la más mínima advertencia por parte de la UCI" y que, nada más estallar la 'Operación Puerto', se pusieron "a disposición de todos los estamentos nacionales e internacionales para que realizaran cualquier pruebas a los ciclistas".

"Ningún estamento se brindó. Fuimos a un laboratorio a depositar ante notario nuestras 20 muestras de ADN. Mandamos una muestra a la federación, que nos las devolvía, y otra al CSD, que le contestó a Yolanda Fuentes que las habían recibido y las habían remitido a la parte judicial por si alguien quería cotejarlas algún día. De todas esas bolsas de sangre no hay ni un solo ciclista del Comunidad Valencia, cualquier día las pueden cotejar. Hemos sido los único acusados que hemos dicho, ''Señoría ahí las tienen''. Así y todo, no han seguido acusando", lamentó.

"Puede ser que 'mister 60' fuese Riis"

Belda, que al igual que Fuentes y Labarta se acogió a su "derecho a no contestar a ninguna acusación particular", deslizó en su comparecencia que "la AMA se ha puesto de moda últimamente", reconoció que "puede ser" que el mote de 'Míster Sesenta' se refiera a Bjarne Riis y el nivel de hematocrito que alcanzó como ciclista, y lamentó que la 'Operación Puerta' le haya "arruinado la vida".

"Desde entonces me prohíben ejercer mi derecho a trabajar", dijo, provocando la risa del abogado de Jesús Manzano, J.Carlos Sánchez, que generó una visible irritación en Belda. "No se ría, un poquito de consideración", le pidió al letrado antes de completar su explicación.

"Hemos sido calumniados, apartados, se nos ha prohibido trabajar, me han arruinado la vida y estoy pendiente de que me aprueben la retribución mínima de 400 euros. No tengo ni un solo ingreso desde hace años. Es la consecuencia de la imputación que se me puso en esta causa. Lógicamente, el equipo desapareció porque dependía de entes públicos. Tengo un hijo ciclista semiprofesional, siempre le han cerrado las puertas porque es hijo de Vicente Belda", enumeró.