Más Ciclismo

Más Ciclismo

campo fútbol
jugadores

Más Ciclismo | OPERACIÓN PUERTO

Merino Batres no se sentará en el banquillo de los acusados

Se ha sobreseído su causa por padeder Alzheimer y no estará en el juicio de la Operación Puerto desde el próximo lunes.

Jesús Mínguez

José Luis Merino Batres, el hematólogo que figura como acusado en el juicio de la Operación Puerto que comienza el lunes en Madrid, no se sentará finalmente en el baquillo. Batres, de 72 años, pidió su exclusión de la causa por enfermedad: padece Alzheimer en grado "leve o moderado", según los informes médicos.

La juez Julia Patricia Santamaría, titular del juzgado número 21 de Madrid, ha decretado hoy el "sobreseimiento provisional y archivo" de la causa contra el hematólogo, que se enfrentaba a una petición de dos años de prisión por un delito contra la salud pública. En la causa no se juzga el dopaje, pues no era delito en España en 2006 cuando se llevaron a cabo las detenciones, sino si hubo peligro para la salud de los deportistas que se sometieron a las extracciones y reinfusiones de sangre que se relataban en el informe de la Guardia Civil.

Merino Batres, que fue jefe de Hematología en el hospital de la Princesa, trabajaba codo con codo con Eufemiano Fuentes y, según la investigación, en su laboratorio privado de Madrid se llevaban a cabo las extracciones. La Guardia Civil consideraba que su clínica era el "centro de la realización de prácticas ilegales" destinadas a mejorar el rendimiento físico de los deportistas.

Con el sobreseimiento de la causa de Merino y la anterior del médico Alfredo Córdova, serán solo cinco las personas que se sienten en el banquillo de los acusados el próximo lunes: Fuentes, su hermana Yolanda, también médico y exresponsable del equipo Comunidad Valenciana, y los exdirectores deportivos Manuel Saiz (Liberty), Vicente Belda (Kelme) y José Ignacio Labarta (Comunidad Valenciana).